viernes, 23 de mayo de 2014

La Panoya (Cenera - Mieres)


L'otru día tuvimos que dir a Mieres a facer unos recaos y ya de pasu a esfutar de los alrodios que lo tien bien guapos. El día, de restayu, d'esos que salen poques vegaes n'Asturies, asina que nun dibemos a zarranos a xintar en cualisquier llugar, había qu'esfrutar de l'esterior y vinonos a la cabeza que La Panoya de Cenera acabare de abrir una terracina, y como facía munchu tiempu que nun díbemos podíemos ver si manteníen el nivel de siempre.

La Panoya ye un chigre de comida cenciella, ensin complicaciones, bien resuelta y de raciones grandes. Al mio parecer sigue xintándose bien, agora dame que baxaron un puntín el nivel que yo tenía na tiesta d'otres vegaes. En cualisquier casu ye un sitiu pa esfrutar d'una bona comida a un preciu razonable. Terracina perprestosa, afayaiza y piquiñina, que tien la mayor parte debaxu un horru y unes mesines al sol (onde nos punximos) que pues evitar, si quies, coles megasombrilles que tienen.

Los neños son pequeños, pero veníen de facer deporte y más que diben facer de tarde, asina que llegaron con una fame que nin los espartanos de 300 dempués d'una batalla. Ya nos veís pedir 4 platos un para cada un anque os suene raro ver un pastel de tiñosu perhí.

Pues eso, los adultos nos decidimos pola carnona, sollombu de xata pa mi y setes con sollombu de gochu ibéricu pela otra mano.






Dos platos abundantes, cenciellos y prestosos. El sollombu tienrín y a tres colorinos, bien resuelta la plancha con pataquines de verdá y unes setuques porque taben nes xornaes de les setes de primavera, que taben más de compaña que otra cosa, a mi nun me dieron más. El sollombu ricu.

El gochu con setes tamién muy ricu, les setes taben bones anque un plizcu desaboríes, faltába-yos allegría, en cualisquier casun, un bon platu.

El rei del pulpu, pidió pulpu, que taba perbonu de coción y tastu, pero al peque nun-y gusta el picante y, fallu de serviciu, avisemos de que nun charen pimentón...y ellí que vino. Como taba rico daba nun se qué devolvelu, asina que camudemos platos y ellí que me marcharon unos trozos de sollombu y otros de gochu mentantu papá xintaba el pulpu (d'ehí cola fartura que finé que casi tengo d'estrenar el nuevu Álvarez Buylla).


La piquiñina quería pastel de tiñosu pa ella sola...bono, pues oyisti, si quier pastel, pastel, pero has de prebalu (ya me veía yo dando-y al pastel y quedándome ensin sollombu...)y poco a poco, tranquilamente, al so ritmu, qu'ella ye mui tranquilina pa too, ellí que se foi baxando'l pastel con tostades y mayonesa, tris tras, tris tras...A ella gusto-y, pa mí foi lo floxo de la comida, nun me dio nada más por ello.


Un zumín de piescu, agua, dos botelles de Zythos (la seleicionao d'Herminio), un par de cafés con xelu 69€ pagaos con tiques y de regalu de la casa una combinacion de primitiva de 1€ pa esi mesmu sábadu. Un aciertu...esa terracina y lo qu'acertemos de la Primitiva :-), vamos, que vais tener qu'aguantame nel blogue porque lo de de dir a la República Dominicana a xugar al golf con Julio Iglesias, veolo difícil.



2 comentarios:

David López Castañón dijo...

jajajaja, qué gran familia!
Vaya míticu, fui haz años ... y nun m'alcordaba yo de los tickets ... asina qu'habrá que repetir, y más nun pueblín tan guapu ya prestosu como Cenera.

Fartones dijo...

:-)
Bono, nun podíes alcordate porque fai bien poco que los punxeron, igual un o dos años polo que me dixeron los collacios de Mieres, asina que si fuiti fai munchu, de tiques, ná de ná :-)