martes, 17 de junio de 2008

Puntu y Coma (Uvieu)


Tenia-y ganes a esti sitiu, porque ye un de los que mas fama garro caberamente n'Uvieu (de unos años pa ca) y como diben munches intentones d'acutar sitiu pa cenar y siempre taba enlleno, coño, dabame rabia nun dir, asina que acute pa xintar. Pues bien, el sitiu da una perbona espina namas entrar (ya lu concia de dir tomar dellos vinos), en maera, bien puestu, nun se fuma y los camareros tan uniformaos como si fuera un restaurante d'altes prestaciones. Vamos, que ye afayaizu y tan bien puestu. Pero ay artilleru, entamen los fallos, los camareros nun son en demasia amables, mas bien tan acostumaos al chigre enllenu pa xintar y paez que-yos jode un poco servir (ensin dexar de ser correctos, nun se, son, nun se, secos). La mesa que nos toco taba del reves puesta (vamos que del rectangulu tuvimos que sentanos nes partes que queden mas lloñe un d'otru) colo que, de repente, daste cuenta de que les infules de gran restaurante queden ehi, porque resulta que les meses tan abondo pegaes una a otra y a lo que tas ye a la charra del de al llau, porque del tu compañeru de xintar, vamos, con trompetilla. Bono, llega la comida y nun se, quiciabes ye poles espectatives, pero ensin tar mal( nun pueo dicir eso) falta-y un puntu a too, el tipicu puntu del cocineru que fai a los sitios especiales. Ensalada de ventrisca de bonitu con tomates y guindilles vasques (d'eses verdes a la vinagre) que, nin fu, nin fa, nin siquiera un aliñu que-y diese mas calter. Pedimos de guisu, pitu guisao y rau de toru con pataquines. Son platos que te marquen la mano'l guisu del cocineru y la calida del producto, pues, nin el pitu, nin el rau son como pa recordar, vuelvo dicir, qu'ensin tar malos nin munchu menos, pero claro, si compares con Ca Lin que ta cerquina, echeslos de menos, na que ver. El rau tenia una salsina rica, pero nun taba en su puntu de guisu y tampoco yera la meyor pieza (semeya) y el pitu, secu, con una salsa que nun amesto col pitu, vamos, como si la salsa fora per un llau y'l pitu per otru. Raciones xustes, tirando a piquiñines un par de copes de vino de chateo (Viña Sastre) y dos cafes con xelo, coño, pues la cuenta nun foi de chigre, ensin beber una botella de vino, nin xintar postres (que ye lo que suel xubir les cuentes), 22 € persona. Nun ta mal, pero nun ta nin de lloñe bien, si lu blogueo ye porque tien fama y alla ca un si lu quier prebar. Otru dia, mas.

3 comentarios:

Guaje dijo...

¡Hola Farton!

¡Buen blog si señor! Me gusta que lo acompañes de fotos, ayuda a comprender, y a conocer mejor la cocina y el restaurante.

Menudas cuchipandas te metes.

Un saludo.

Guaje dijo...

El dueño de Punto y Coma era socio del Yantar de Campomanes me parece.

Fartones dijo...

Munches gracies pol sofitu. Y si que voi abondo a xintar perhi, pero tou tien trucu, si tuviera que pagar yo toes ;-)
Ah! el Yantar...ye un sitiu que nun me da mas, la verda, por eso nun ta nel blogue